Xavier Muñoz involucra al expresidente Correa en un plan para tumbar a la fiscal Salazar

Audiencia. En la Corte se dio el testimonio de Xavier Muñoz.

TRANSCRIPCIÓN DEL TESTIMONIO ANTICIPADO ANTE LA CORTE NACIONAL DE JUSTICIA

Xavier Alberto Muñoz Intriago. Soy abogado, dos veces titulado como magister en Tributación y Derecho Procesal.

Señor juez, señora fiscal general de la nación, abogados de todas las personas procesadas, buenos días a todos. El caso que vengo a testificar anticipadamente creo que debería empezar con los antecedentes para poder entender con integralidad el motivo de que yo esté aquí sentado y también procesado por el delito de obstrucción a la justicia. Creo que la verdad nos hace libres y yo hasta el año 2020 era un abogado en libre ejercicio nunca tuve un puesto trascendental a nivel público, sin embargo, en el año 2017 yo conducía al presidente Lenín Moreno en una reunión social en el cumpleaños de Jasmín… en el hotel Hilton Colón y ese día me presentaron a mí y tuvimos una bonita relación con el presidente Lenín Moreno. Posteriormente, más allá de una bonita amistad con él y con la primera dama Rocío, posteriormente yo conocí a través de Daniel Molina, gran amigo, en su matrimonio a María del Carmen Maldonado, que en ese momento ostentaba el cargo de presidenta del Consejo de la Judicatura. Es el caso señor juez que en el año 2020, en noviembre el señor doctor Aurelio Moreno, quien venía de la fuente del Ejecutivo en el Consejo de la Judicatura era vocal, presenta su renuncia y me llaman a través del presidente, María Paula Romo, para que yo enviara mi hoja de vida puesto que querían analizar la posibilidad de, a través de mi curriculum, ver si me enviaban a la terna para que sea nombrado vocal del Consejo de la Judicatura puesto que, si ya Patricia Esquetini había renunciado, ya el doctor Aurelio Moreno también renunciaba, la fuente del Ejecutivo se había quedado sin representación ante el Consejo de la Judicatura del Ecuador y es así que me piden mi hoja de vida. Yo no representaba a ningún partido político ni tenía, ni he tenido nexos con ningún partido político, siempre he sido abogado en libre ejercicio y nunca me ha gustado participar ni ser proselitista político, entonces María del Carmen Maldonado como me conocía ella le dice al presidente de la República Lenín Moreno que mi carpeta sería una de las mejores. Eso va al Consejo de Participación Ciudadana y Control Social y a partir de ahí mi nombre está en la lista de la terna junto a Solanda Goyes y Andrés Segovia, los tres estábamos participando para ser, cualquiera de los tres, vocal principal del Consejo de la Judicatura. Pues bien, una vez que ya sucede eso, yo como era vecino del señor Pablo Muentes Alarcón, porque yo también vivía en Guayaquil, en la ciudadela urbanización Mocolí Golf Club, yo traté de conversar con él para ver si yo tenía algún tipo de respaldo político porque se decía que Sofía Almeida, sobrina del señor Almeida que era diputado por la bancada socialcristiana, se decía que ella era la que presidía el Consejo de Participación Ciudadana, lo cual como yo vivía en la ciudadela, le pedí una reunión al señor Pablo Muentes Alarcón y él me la dio. Conversando con él, conversando con Pablo Muentes, él me dijo a mí que el interés de él, no sé si de los socialcristianos, el interés de él era que quien ocupe esa vocalía era la señora doctora Elcy Celi Loaiza y que él estaba haciendo la gestión política es para que ella asuma el cargo de vocal del Consejo de la Judicatura. Tanto es así que había un informe hecho por el coordinador jurídico de esa época Freddy Ron en donde trataba de jurídicamente hacer que quien sea designada vocal sea Elcy Celi. Pero ese informe más allá de ser aprobado, no surtió efectos porque todo el mundo cuestionaba que la fuente del Ejecutivo era que tenía que poner al nuevo vocal, en esa época era el presidente Lenín Moreno y se procedió al proceso y yo lo que hice fue mandar un plan estratégico que yo creo que es lo que necesita el Ecuador como la modernización del sistema de justicia lo cual lo logré, porque cuando yo fui designado vocal y por lo cual me designaron vocal, lo ejecuté. Entonces yo llegué sin ningún tipo de apoyo político, pero sí sabiendo que había un interés muy particular de parte de Pablo Muentes de que Elcy Celi sea la persona que ocupe ese cargo.

Cuando llegué al Consejo de la Judicatura aún estaba ahí María del Carmen Maldonado, Fausto Murillo, Juan José Morillo, Maribel Barreno y ahora quien le habla. Poco tiempo después, aquí hay muchas fechas que yo voy a dar, pero poco tiempo después hubo una resolución de parte del Ministerio de Trabajo del señor Isch, ministro de trabajo todavía del gobierno de Lenín Moreno, que observa que el señor Fausto Murillo Fierro, vocal todavía no podía haber sido designado por cuanto él tenía un impedimento en el sistema del Ministerio de Trabajo, tenía un impedimento que no lo dejaba haber sido designado. Y con esa justificación el Consejo de Participación y Control Social lo destituye a Fausto Murillo y con eso de ahí sube la vocal suplente Elcy Celi y a partir de ahí venía y representaba las pretensiones que Pablo Muentes tenía de manejar el sistema de justicia en el Guayas lo cual yo nunca estuve de acuerdo.

Sin embargo, a partir de esa fecha que ella ya asume la vocalía se hace como una especie de mayoría entre ella, María del Carmen y bueno estaba yo también y se designó al señor Josué Rumani como director provincial en el Guayas con el que yo creo que empezó toda esa trama que hoy por hoy lo conocemos como caso Purga del señor Pablo Muentes. Conmigo no lo hizo, pero a partir de ahí Elcy Celi sí tenía mucha injerencia en el Guayas e hizo cambios en los juzgados de Samborondón y en algunos juzgados. Yo tuve siempre esa pugna entre Pablo Muentes y quien le habla, pero lo importante aquí es que no solamente yo tuve el ataque de Pablo Muentes en esa época sino que la bancada socialcristiana llegó a un acuerdo también con el partido de CREO y decidieron apoyar a Guillermo Lasso para presidente de la República, todo esto es público.

Señor juez, hubo un distanciamiento entre Jaime Nebot y Guillermo Lasso, se rompió el acuerdo y yo no sé si fue por eso o por lo que voy a contar pero a partir de que Guillermo Lasso asume la Presidencia de la República pocos meses él nos invita a un almuerzo a mí, a la vocal Maribel Barreno, al vocal Juan José Morillo, al vocal Fausto Murillo, a la vocal María del Carmen Maldonado que era quien presidía, también la señora fiscal Diana Salazar y en ese almuerzo estaban también el doctor Iván Saquicela, estaba el asesor Aparicio Caicedo, estaba Diego Ordóñez. El presidente después del almuerzo me cogió a mí en una parte, Guillermo Lasso, y me dijo a mí que él quería tomarse un café conmigo que como yo era el representante del Ejecutivo en el Consejo de la Judicatura quería coordinar ciertos temas conmigo, a lo que yo en principio dije bueno, es correcto porque si yo vengo de esa fuente y hay una coordinación tiene que ser para el mejoramiento de la institución jurídica y como yo tenía el proyecto de la modernización tecnológica del sistema de justicia yo decía por ahí es el camino para tener todo el apoyo del Gobierno que era lo que yo pensé que iba a pasar. Pues no, señor magistrado, cuando yo me reuní con el señor Aparicio Caicedo en esos restaurantes que son al frente de Carondelet lo que él me supo manifestar era que el presidente tenía una agenda donde yo tenía que hacer gestiones jurisdiccionales a las que yo siempre me opuse a hacer. Entonces, de las cosas más importantes era que, si había algún tema de algún ministerio, me explico apoyar jurisdiccionalmente. Segundo que ellos tenían una agenda del doctor Iván Saquicela que parece que había habido por alguna razón que aún no la entiendo, algún roce entre el doctor Iván Saquicela y el presidente de la República y tenían en Alembert, ver como lo sacaban de su cargo y también había otra agenda que era el regreso de Guadalupe Llori a la Asamblea, porque ella había sido destituida y había presentado una acción de protección para poder regresar, lo cual yo me opuse porque yo creo que nosotros los vocales siempre estuvimos para cuando estemos en pleno estar en el ámbito de gobierno, de administración, de control, de vigilancia y disciplina, nosotros no estamos para ponernos a atender ningún tipo de injerencia en la parte jurisdiccional.

Como no le acepté, el presidente en un medio muy conocido en la ciudad de Guayaquil, diario Expreso de los señores Martínez, él dijo en esa entrevista pública, que él me había enviado la solicitud de que yo presente mi renuncia porque él no se sentía representado por mí porque yo no fui puesto y designado por él, sino por el gobierno de Lenín Moreno y al no sentirse representado que yo ponga la renuncia al cargo de vocal.

Desde ese momento, yo loe contesté al día siguiente que yo no tenía por qué renunciar, que él estaba de alguna manera arrogándose una función porque una vez que yo había sido designado por el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social y posesionado el 17 de abril por la Asamblea del Ecuador yo no tenía por qué obedecer las órdenes de él, dado que yo no soy ni su ministro ni su funcionario público. A partir de ahí, que le hice esa contestación, y también es verdad y hablándole como ciudadano le dije en mi carta, que también fue pública, que yo tampoco me sentía representado por él y que tampoco creo que él debería seguir en el cargo, él debería presentar su renuncia ante la flagrante prueba de que él no va a cumplir con lo ofertado en su campaña electoral y entonces mi tema se volvió político. Entonces Xavier Muñoz Intriago es perseguido a partir de eso por un gobierno como es el gobierno de Guillermo Lasso, tanto es así que a partir de ahí el señor Eithel Zambrano que era creo de Izquierda Democrática y después se hizo de CREO, él me presenta una denuncia en la Contraloría General del Estado, una acción directa diciendo que yo había alterado información y que yo no reunía los requisitos legales para poder haber sido designado vocal.

A partir de eso, Ana Belén Cordero, que era asambleísta de CREO, parte del bloque en la Asamblea de Guillermo Lasso comenzó a hacerme un ataque público. De hecho, en Ecuavisa en contacto Directo ella también había hablado de que me estaba haciendo una denuncia en la Contraloría y que había que revisar mi designación en el Consejo de Participación Ciudadana y a partir de ahí el señor Hernán Ulloa que era el presidente del Consejo de Participación Ciudadana, él quiso a través de esa denuncia revisar mi designación como vocal lo cual no lo logró porque no logró la votación y a partir también de ahí el señor Pablo Muentes también empezó a perseguirme por otro lado porque también tenía ese problema del Guayas, tanto así que cuando ya fue principalizado al quedar como asambleísta el señor Pablo Muentes Alarcón pidió información a la Contraloría sobre mi tema de denuncia y pidió información al Consejo de la Judicatura sobre un sinnúmero de requerimientos que había pedido sobre mí para un posible juicio político.

Al día siguiente que me habían pedido la renuncia, el señor asambleísta de Pachacutik, el señor Ricardo Vanegas le solicitó al presidente de la República que le dé los temas que sobre mí hablaban en temas de corrupción porque una cosa que dijo el presidente y por lo cual también decía que me pedía la renuncia es porque de mí se hablaba en materia de corrupción, entonces Ricardo Vanegas dijo entréguenos la información para iniciar un proceso político al doctor Xavier Muñoz en la Asamblea del Ecuador. Entonces yo tenía el ataque de un gobierno que adicionalmente le da seguramente la orden a la UAFE y me hacen un registro de operaciones inusuales que no tienen sentido sobre un supuesto lavado de activos, entonces tenía UAFE, tenía asambleístas de CREO, socialcristianos, de Pachacutik, tenía un sinnúmero de personas persiguiéndome y yo no tenía ningún tipo de respaldo político porque como llegué por mis méritos y mi currículo en realidad yo no representaba a nadie. Entonces ese es mi antecedentes de como llegué y ese es mi antecedente político en el Ecuador.

En las reuniones que veníamos protocolariamente aquí a la Corte Nacional en otro momento, pero ya después se conecta todo, yo conocí aquí al doctor Byron Guillén, él muchas veces me solicitó reunirse conmigo y yo la verdad es que muchas veces no le acepté las reuniones hasta que una vez le acepté un almuerzo, a finales de 2021 o comienzos de 2022. Pero cuando él fue a almorzar conmigo, Byron Guillén Zambrano, él me dice en ese almuerzo que quiere presentarme al señor Fabricio Menéndez Macías. Fabricio Menéndez Macías una persona con quien tuvimos muy buena relación porque era un hombre muy simpático, estuvimos almorzando Byron y Fabricio. Hasta ahí todo bien, lo presentó y me dijo que había trabajado como juez de Garantías Penitenciarias y que estaba en comisión de servicios y que actualmente estaba coordinando la sala Penal de la Corte Nacional de Justicia del Ecuador. Hasta ahí muy bien, todo tranquilo, me cayó súper bien, yo también a él y digamos que tuvimos una linda amistad con Byron Guillén y Fabricio.

Cuando Fabricio comienza a visitarme o comienza a coordinar los temas conmigo él me dice que tiene también una excelente amistad con Luis Rivera, también miembro de la sala Penal de la Corte Nacional. Lo cual está bien, otra nueva amistad, pero cuando ya comenzó todo el problema geopolítico un día me dice Fabricio Menéndez quiero presentarte a una persona que quiere conversar contigo y me presentó al señor Rafael Carofilis Hernández. Y Rafael Carofilis se presenta como una persona muy amiga de Fabricio, muy amiga de Luis, muy amiga de Byron y viendo lo que yo estaba pasando en lo político él me dice que tiene una relación directa con el expresidente Rafael Correa Delgado y me dice que me lo puede poner por teléfono para que lo salude, en el Hilton Colón de Guayaquil, en el piso cuarto. Lo llama a través de una aplicación que se llama … wiler y me lo ponen por teléfono. Lo cual acepté un saludo: señor expresidente cómo está, hola Xavier, qué gusto, entiendo que el gobierno de Guillermo Lasso te está persiguiendo y todo el mundo así que estamos viendo la posibilidad de ver como se te puede ayudar y algún momento tiene una reunión conmigo y hasta ahí llegó ese día. Yo conocí hace muchos años, ahí por el 2015, 16 o 17, en la época de Correa, yo conocí a un señor que se llama Noé Sánchez, quien concomitantemente después que tuve esa llamada a través de Rafael Carofilis con Rafael Correa, concomitantemente me buscó Noé Sánchez y me dijo sé que has tenido una conversación con Rafael Correa Delgado vía telefónica y tú y yo nos conocemos de años. Qué te parece si te consigo una reunión, porque ese era el interés de Vinicio Alvarado porque él tenía conexiones directamente con Vinicio Alvarado y te hacemos una reunión para que te pueda el bloque apoyar para que no te hagan juicio político en la Asamblea del Ecuador. Yo le dije mientras yo no tenga ningún compromiso y solamente pueda escuchar, adelante. Es así que me confirman que la reunión se iba a hacer en la ciudad de Sao Paulo, en Brasil, aprovechando que el expresidente Rafael Correa Delgado visitaba haciendo una agenda académica en Brasil Sao Paulo y el 29 de marzo de 2023 yo viajo a Sao Paulo. A partir de ahí, al día siguiente el 30 de marzo de 2023, nos recogieron en un punto turístico de Sao Paulo para llevarnos a un hotel que se llama Tivoli Mofarrej. Nos fueron a recoger en una Vans. Estaba el señor economista Rafael Correa y nos lleva con él conjuntamente con un guardaespaldas que dicho sea de paso ese guardaespaldas se lo ve en muchas tomas públicas donde le da seguridad a la excandidata a la presidencia de la República Luisa González. Haya que tomar en cuenta porque yo lo vi muchas veces en televisión al mismo guardaespaldas que estaba con Luisa y que también le hacía de guardaespaldas a Rafael Correa Delgado en Sao Paulo.

Cuando yo llego a la reunión él decidió entrar primero al hotel y después entramos Noé Sánchez y quien le habla, estuvimos en una de esas salas que son salas ejecutivas de reuniones, creo que están en el subsuelo 1 de ese hotel, hay cámaras tanto afuera como adentro, perfectamente verificable y Rafael Correa me hace la siguiente pregunta de entrada: A quién conoces tú, porque a mí me han dicho que tú tienes relación con los socialcristianos. Yo como puedo tener relación con los socialcristianos si son los que me están persiguiendo para hacerme un juicio políticamente y especialmente al señor Pablo Muentes Alarcón. Yo no soy socialcristiano, eso fue algo que no sé de dónde salió, pero siempre me quisieron vincular con ese grupo político lo cual nunca he sido ni seré. Pero sí le dije que conocía a dos personas, que me conocían, uno de la universidad y el otro en libre ejercicio que trabajaba en el mismo edificio que yo trabajaba en Guayaquil. El primero era Alembert Vera, él estudió en la Universidad Católica Santiago de Guayaquil y que él me conoce. El segundo es Ferdinand Álvarez que trabajaba en el mismo edificio que yo también tengo oficina en Guayaquil en esa época. Entonces inmediatamente Rafael Correa llama a Alembert Vera y Alembert Vera le da las mejores referencias de mí diciendo que yo soy un buen profesional, que tengo una buena carrera y que efectivamente soy una persona que nunca ha estado metida en cuestiones malas… y Ferdinand le da las mismas referencias: Xavier Muñoz es una persona responsable, no es política, ha llegado a un cargo que nadie sabe como llegó pero en realidad llegué por mi hoja de vida y por mi propuesta al Consejo de Participación Ciudadana. Entonces él, con esas dos referencias de Ferdinand y de Alembert Vera, Ferdinand era que era asambleísta por parte de la Revolución Ciudadana, de UNES y que posteriormente después todo mundo sabe con un tema público por su pareja sentimental y que se desafilió de su bloque político. Después de eso Rafael Correa Delgado me dijo mira: nosotros vamos a analizar de darte el apoyo político desde el bloque pero tú tienes que apoyarlo a Wilman Terán. Ahora, ahí hago una pausa, cuando Wilman Terán llega a la designación de vocal y presidente del Consejo de la Judicatura yo le di un primer apoyo porque él dijo que quería hacer una sanación total del Consejo de la Judicatura puesto que, para él era muy público y notorio que Juan José Morillo, Fausto Murillo y Maribel Barreno habían designado a todas las autoridades y que se conocía como el … en todo el sistema que él quería sanearlo. Entonces se decían cosas y ahorita no voy a hablar de ese tema porque se decían muchas cosas de esa mayoría y entonces yo dije démosle nueva sangre … al talento humano del Consejo de la Judicatura y lo apoyé en ese sentido y por otro lado estaba Maribel Barreno que tenía una discrepancia que había tenido con Fausto Murillo y Juan José Morillo puesto que ella sostenía que Fausto Murillo se había comprometido con ella que si ella le daba el voto para llegar a ser presidente del Consejo de la Judicatura él la iba a ayudar para los casos que ella tenía, las investigaciones abiertas. No recuerdo exactamente qué, pero había habido un compromiso de parte de él y el no se lo había cumplido.

Las conexiones. Entonces volvamos a Sao Paulo. Entonces cuando él me dice que coordine con Wilman Terán la verdad que para mí fue un balde de agua fría porque yo no sabía que él tenía ese acuerdo con Wilman Terán que, que ya actualmente era presidente del Consejo de la Judicatura. De hecho, yo debo manifestarle al Ecuador entero que yo ya no estaba tan de acuerdo con las políticas, de cómo estaba llevando Wilman Terán el Consejo de la Judicatura porque el momento que por un lado cooptó a Maribel y por otro a mí y nosotros designamos a todas las autoridades y le dimos ciertas atribuciones al director general David Guzmán, en ese momento Wilman Terán se volvió como un dictador en el Consejo de la Judicatura. O sea, ahí él hacía lo que le daba la gana porque nosotros con el apoyo que tuvo Maribel le habíamos dado al director general muchos poderes para que él pueda hacer sin necesidad del pleno, muchos cambios administrativos y muchos procesos administrativos lo cual yo me empecé a sentir incómodo porque esa no era la misión, la misión era transformar el sistema judicial, generar todas las coyunturas pata que el sistema judicial comience a funcionar, no que él se apodere del sistema como lo hizo a través de David Guzmán, a través de Hitler Barragán, de Fabricio Herrera, de Juan Carlos Egas de Talento Humano. Imagínese, un asesor de él, Fabricio Herrera, era el que manejaba todas las matrices de los ingresos y egresos del personal del Consejo de la Judicatura, ayudantes judiciales, secretarios, cambiar los jueces de un lugar a otro, un simple asesor. Y Hitler Barragán que me lo mencionaron en Brasil, era la persona que coordinaba los temas directamente y que iba a coordinar directamente con Alembert Vera del Consejo de Participación Ciudadana.

Entonces, o sea era un, y se escuchaba por todo el Ecuador de actos de corrupción, que a mí no me constan, pero se escuchaba por todos los lados que Wilman Terán, sus dos asesores y todo su equipo estaban haciendo con muchos directores provinciales tremendas cosas. Entonces yo más bien pensé que, al reunirme con el señor Rafael Correa, iba a tener un apoyo más bien para ver si buscamos la posibilidad de hacerle un juicio, porque el señor Wilman Terán desde que llegó a la Presidencia del Consejo de la Judicatura, obtuvo mi voto y el voto de Maribel Barreno para él cambiar a todo el mundo, tomó el control total, tanto es así que fue público que yo me enemisté de él, tuvimos una pelea porque uno de sus asesores, no sé si legítimo o no decía que estaban vendiendo o cobrando por las sentencias del ingreso de jueces y yo me enteré eso en Guayas e hice un reclamo tremendo y el señor hasta se devolvió del Guayas a Quito porque o sea yo tenía problemas con Wilman Terán. Pero lo que quería señalar con esto es que cuando yo hablé con Rafael Correa y él en cambio me dice lo contrario, o sea, que lo apoye a Wilman Terán. Dice en esa reunión que él prácticamente con su abogada en Guayaquil, Bibian Hernández, porque él tenía un nexo directo con Bibian Hernández, que su abogada en Guayaquil era la que le había hecho toda la gestión a Wilman Terán en el Consejo de Participación Ciudadana transitorio para que Wilman Terán sea designado. O sea que ni siquiera Wilman Terán, de acuerdo con esa conversación que tuve con Rafael Correa, él fue designado por su hoja de vida y porque la luché sino porque ya había una trama de que él llegue a ser el presidente del Consejo de la Judicatura. Y me anuncia que el señor que yo lo conocía, Alembert Vera, él iba a ser designado para el Consejo de Participación Ciudadana como presidente y que desde ahí va haber una agenda que se va a coordinar con Wilman Terán y sus asesores y que yo lo ponga a Noé Sánchez que me hizo la reunión como uno de mis asesores del Consejo de la Judicatura para que él sea el que coordine las gestiones.

La verdad señor juez había el plan desde ahí en agenda con Wilman Terán, sus asesores, con Noé Sánchez y lo más penoso había ya la agenda con Byron Guillén y Luis Rivera por lo que él ya se había reunido, no sé si el mismo día que se reunió conmigo en Sao Paulo o unos días antes pero que también había reunión con ellos para suspender a la fiscal general de la Nación y para destituirla a la fiscal general. Y también, desde el Consejo de Participación, con Alembert Vera, para también destituirlo, porque decían que quien había nombrado al señor subrogante Toainga era el CPCCS del doctor Trujillo y, según ellos, el CPCCS no tenía la facultad de poner al subrogante sino solamente al que salió designado que era la doctora Diana Salazar y quien tenía que poner al fiscal subrogante era el Consejo de la Judicatura. O sea, todavía ni llegaba Alembert Vera y ya había una ruta, una agenda. Entonces, prácticamente que le dé mi apoyo a Wilman Terán, segundo que había en la agenda de suspender a la fiscal general y destituirla y tercero que tenía que suspender y sacar al fiscal subrogante para que se designe a otra persona dentro de la lista, creo que era una mujer que estaba primera en la lista, no recuerdo. Y que se mantenga a los jueces Byron Guillén y Luis Rivera, puesto que había un recurso de revisión que se iba a plantear por parte de un señor Ramiro Galarza, que era uno de los implicados constructores como los Hidalgo, era uno de los implicados en el caso Sobornos y que este señor Galarza iba a presentar un recurso de revisión y que ya todo estaba coordinado su admisibilidad con el doctor Byron Guillén y Luis Rivera Velasco, lo cual en ese momento yo no lo podía ni creer lo que había escuchado. Yo llegaba por un potencial apoyo político en el caso de que me quisieran destituir y me entero señor juez de toda una estructura que ya estaba organizada. Imagínese, que Bibian Hernández tenía una relación directa con Wilman Terán y así también con Rafael Correa. Y cual si fuera poco el doctor Juan José Morillo ya también había hablado con Rafael Correa porque también tenía su interés. Juan José Morillo tenía ese proceso con Maribel Barreno de tráfico de influencias y por ende tenían en agenda el tema de Walter Macías. De que él no siga en esa causa. Entonces, más adelante me referiré a eso, pero lo importante que quiero señalar señor juez es que había toda una estructura y toda una agenda. A mi regreso del hotel que le dije que nos vimos con el presidente Correa, aunque yo estaba hospedado en el Hilton Colón de Sao Paulo me topo accidentalmente, llegando con Noé Sánchez, me topo con Byron Guillén, Rafael Carofilis y Fabricio Menéndez que también estaban hospedados en ese hotel. Lo que confirma que ellos también, efectivamente ya se habían reunido y decidimos irnos al piso ejecutivo de ese hotel a medio día, donde Byron Guillén me confirma que había ya con Luis Rivera que no estaba ahí, había con Luis Rivera, la tesis para poder admitir el recurso de este señor Galarza y así poderlo regresar al país a Rafael Correa Delgado. Tenaz, yo me quedé sorprendido. Ese mismo día me llama Alembert Vera y me dice que el presidente lo había llamado, porque así lo llama, y que él había avalado mi nombre y también me llama Ferdinand Álvarez y también dijo que habían avalado los dos. Ellos también me volvieron a llamar a mí, ellos pueden testificar eso porque es real.

Cuando regreso al Ecuador yo me reuní con Wilman Terán y él ya sabía que me reuní con Rafael Correa, ese mismo día lo llamó la señora Bibian Hernández, creo que la tenía como primera dama en el celular no conozco su nombre, pero ese mismo día el señor Wilman Terán me dijo que él iba a hacer la agenda que me habían dicho. Yo fui claro, cualquier cosa en derecho porque yo no iba a prestarme para eso. Pero llegó el día, se convoca, me va a ver al Hilton Colón de Guayaquil, porque estaba en Guayaquil, el mismo día que se convocó para la suspensión a la fiscal general del Estado, ese mismo día Wilman Terán llegó en la mañanita, como a las nueve de la mañana con una laptop, con un informe que lo había hecho este señor Liberton Cueva Jiménez, que ya estaba todo conforme hecho para poderla suspender a la fiscal general. Y ese mismo día, Wilman Terán me lo pone a Rafael Correa, donde Rafael Correa me dice tienes que apoyar en ese punto, lo cual yo no dije nada ahí, esperé leerlo, no estuve de acuerdo, Wilman Terán se fue, se quedó hasta dormido en esa sala nueve del piso ejecutivo, un rato me dejé dormir, de ahí cogió la computadora y se fue y dijo voy a convocar para la tarde. Qué día fue señor abogado la convocatoria, fue el 29 de mayo de 2023. En donde él me entrega la laptop para que le vea en donde este señor Liberton Cueva Jiménez había hecho para suspender a la fiscal. Yo no estuve de acuerdo con eso y tampoco la vocal Maribel Barreno porque yo la llamé y dijo yo no estoy de acuerdo con eso. Y nosotros no ingresamos y no dimos quorum para eso, creo que solo estuvo ingresado Fausto Murillo y Wilman Terán.

Al día siguiente, porque esto fue el 29 de mayo, al día siguiente ya habiendo sido electo Alembert Vera, presidente del CPCCS, se da lo otro que me habían dicho, que él, Wilman, manda, todo coordinándolo con este señor Barragan, manda una consulta a Alembert Vera en donde Alembert Vera dice que el señor Wilson Toainga, fiscal subrogante no debía ser designado por el CPCCS sino por el Consejo de la Judicatura, una cosa como esa. O sea, al día siguiente ya se iba a ejecutar el siguiente plan. Es importante también referirme a que hubo un evento en la UES avalado por la Corte Nacional y el Consejo de la Judicatura, un tema tributario que fue el 27 de julio, que fue un evento académico, ese día yo me reuní con Byron Guillén, Luis Rivera y con Fabricio Menéndez y ellos me dijeron ese día que ellos estaban listos para el tema de lo del recurso que había presentado Ramiro Galarza el 3 de julio de 2023. Pero, como el ponente era Felipe Córdova, ellos estaban esperando que Felipe pase su ponencia, me imagino en contra, para que ellos dos hagan dos votos de mayoría y sacarle a favor ese recurso de revisión al señor Ramiro Galarza.

Pero, como ellos ya se iban en 2024, porque habían participado solamente por tres años para ser jueces de la Corte Nacional, ya Rafael Correa le había dado la instrucción a Wilman Terán para que de alguna manera ellos se queden ahí más tiempo. Y ese es el antecedente histórico por lo cual se hace una resolución lo cual yo la apoyé porque yo si creo que todos los jueces deben estar nueve años porque eso dice la norma constitucional. O sea, no lo apoyé por de donde venía, lo apoyé porque yo creo que, aunque los jueces habían participado por tres años, debieron haberse quedado seis años porque eso dice la norma constitucional. Entonces que se queden todos. Y es así que el 5 de septiembre de 2023 se amplió para nueve años, pero para todos los jueces de la Corte Nacional.

Acabo de darle la síntesis de cómo yo llegué a ser vocal. Mis coyunturas políticas en contra de ser vocal, lo que me orilló a que yo cometa una gran equivocación, a reunirme, porque fue una equivocación humana por querer tratar de que no me hagan juicio político, porque al final del tiempo nadie me hizo juicio político y no necesité el apoyo de nadie porque no tuve ningún juicio político, lo cual sí creo que los tiempos de Dios son perfectos y que cuando suceden cosas cuando Dios lo permite y es por algo, me tiene aquí sentado diciéndole un testimonio al Ecuador lo grave de este tema, en esta estructura que se estaba armando, porque ya la política correísta ha estado infiltrada no solamente con dos jueces de la Corte Nacional sino también con el presidente del Consejo de la Judicatura. Y claro, yo me metí en un tema en el cual no estaba ni preparado ni listo. Nunca fui político, fui técnico y tampoco no dimensioné realmente, ahora lo tengo claro, pero no dimensioné en ese momento lo nefasto que estaba siendo todo esto para nuestro sistema, lo cual pido perdón a Dios y también a todos los ecuatorianos. Pero el caso que me lleva a mí a que yo tenga una prisión preventiva, es el caso de obstrucción a la justicia. Quiero dar…Miren la Fiscalía había solicitado una audiencia de formulación de cargos en contra de Juan José Morillo y la doctora Maribel Barreno por el delito de tráfico de influencias. Samno Macías juez de la sala de lo Penal convocó a una audiencia para el 4 de mayo de 2023 y la vocal Barreno le presenta una recusación, la misma que fue negada. El 8 de mayo de 2023 se presenta una denuncia en contra de …

A ver, con todo respeto yo lo que estoy testificando es con mi conciencia, rectificando como ser humano pero todo lo que estoy diciendo es absolutamente verdad, que no me acuerde de fechas porque yo soy un ser humano y tanta información es por la cual yo tengo esta ayuda memoria pero no es que yo aquí estoy creando nada porque yo, el Ecuador y ante Dios, estoy diciéndole la verdad a todo el país, a la justicia y colaborando. Creo que es obligación ya cuando uno ve todo lo que ha sucedido de dar un baño de verdad a la nación, al Ecuador y que incluso esté listo para que no vuelvan a pasar cosas como esta en este país. En todo caso ya que no me dejan, es obvio que la vocal Maribel Barreno conjuntamente con Wilman Terán, tenían una agenda con Rafael Correa sobre el tema de Macías porque tenían que consolidar la mayoría con Maribel Barreno, necesitaban a la vocal Maribel Barreno, la vocal Barreno coordinaba eso con Wilman Terán y con sus asesores y asesores de presidencia para que como sea suspender y destituir al señor Macías. Eso quería expresarlo cronológicamente que me interrumpieron, pero el 8 de mayo de 2023 se presenta una denuncia en contra de Macías por parte de Esteban Celi en el caso Las Torres y el 10 de mayo se convoca a una sesión del pleno para el 11 de mayo en el cual se resuelve la suspensión de Macías. En este tema también estaba interesado el doctor Juan José Morillo que también había hablado con Rafael Correa porque Juan José Morillo tenía también una relación directa con Bibian Hernández. Eso es lo que me dijo Rafael Correa.

O sea, el plan de suspenderlo a él, yo hoy lo colijo, pero cuando yo di mi votación pensé que era lo correcto que yo estaba haciendo, no pensé que estaba en medio de una trama como la estaban haciendo. De hecho, hubo reuniones previas que yo si estuve sobre el tema de Macías que yo siempre hablaba que si es en derecho que, si está bien todo listo en derecho, si es conforme, las personas que van a testificar sobre esto saben, es verdad el doctor Xavier Muñoz siempre hablaba que si estaba en derecho todo bien, él iba a apoyar. Las reuniones previas que eran con funcionarios que eran asesores del equipo de Maribel Barreno y Wilman Terán. Los nombres le doy señor juez: Santiago Cifuentes, Milton Herrera Morejón, Liberton Cueva Jiménez, quien era funcionario que trabajaba para Wilman Terán y también los funcionarios Milton Altamirano, Jéssica Chicaiza, Olva Vivanco que trabajaba para Barreno. Cifuentes y Herrera trabajaban con Wilman Terán y Diego Guzmán y Juan Carlos Egas eran sus personas de confianza en el ámbito administrativo. Toda esta gente fue la que apoyó para armar todo el tema Samno Macías tanto para su suspensión como para su destitución.

Es la realidad que había estas reuniones. Yo lo estoy confirmando señora fiscal general y bueno el resto la justicia verá que es lo que en derecho correspondería, después de lo que estoy diciendo.

Es menester también señor juez confirmar que el doctor Wilman Terán tenía dos directores que les puso a trabajar en el tema de Macías para que las acciones constitucionales presentadas no prosperen. El un director es el de Pichincha Santiago Aráuz a quien delegaba que haga seguimiento de los temas judiciales que presentara el propio Macías o terceras personas en apoyo a la tesis que había sido suspendido ilegalmente y destituido y el otro era el director provincial del Consejo de la Judicatura de Manabí Marcelo Villegas.

Yo creo que el Ecuador algo debe de entender. Yo quiero ratificar todo lo dicho pero hay tres fechas. Yo fui designado el 7 de abril de 2021, posesionado el 17 de abril de 2021 pero con fecha 10 de junio de 2020 al abogado Francisco Fierro Tamariz, denunció a Gabriela Goldaun por ataque y resistencia y se inició una investigación a cargo del fiscal Rómulo Sevilla Jara. El 12 de febrero de 2021 solicitó el archivo de la Investigación y la jueza Andrea Moreno avocó conocimiento y archivó el 13 de marzo de 2021 y dispuso la denuncia como maliciosa y temeraria. O sea, en esta época donde se le persiguió a este juez yo era abogado en libre ejercicio, recién había llegado a ser vocal en abril. Es un hecho que yo jamás he perseguido a este juez y no he perseguido a nadie. Creo que con estos hechos estamos claros señor juez que lo he dado sin ningún tipo de presión y de nada, lo he hecho como un acto de conciencia y libertad. Quiero manifestarle que como ser humano he cometido errores y equivocaciones como todos, nadie está libre de pecado y lo más importante es que yo siempre actué en derecho y bajo mi convicción y a la larga nunca hice ninguna de las cosas que quisieron hacer en contra de la fiscal general ni del fiscal subrogante no nada de esa agenda. Pero sí es penoso todos los hechos que le estoy contando al país porque a partir de aquí el país debe comenzar a hacer una depuración completa el sistema no está respondiendo a los intereses del bien común, la justicia y la paz y si el sistema no vale no hay una columna vertebral que garantice, den seguridad y certeza jurídica, creo que lo que están haciendo en este momento, inclusive el mismo gobierno de Daniel Noboa es acertado y creo que con todo lo que está haciendo la Fiscalía se va a hacer un hito histórico para la patria, creo que el país necesita de urgencia que todo esto cambie señor juez. Que Dios bendiga al Ecuador y que Dios bendiga a la Patria, gracias señor juez.

Facebook
Twitter