Renato González: «La recuperación no se dará en dos o tres años, nos tomará una o dos décadas»

El director del Isspol Renato González.

Hace cerca de tres años Renato González Peñaherrera fue nombrado director general del Instituto de Seguridad Social de la Policía (Isspol). Su gestión al frente de la entidad se ha centrado en el manejo eficiente de los recursos de afiliados y pensionistas, la recuperación de cerca de 900 millones de lo que han denominado un ‘atraco’ y el impulso de los procesos judiciales para dar con los responsables de las inversiones posiblemente irregulares. El oficial en servicio activo cuenta el estado de los casos en la justicia y los avances para recuperar los recursos.

  • Cuánto ha pasado desde la denuncia del Isspol, que acciones han emprendido para recuperar el dinero y que la justicia encuentre responsables.
  • Lo lamentable es que este caso en el Ecuador ya lleva más de tres años desde las denuncias iniciales que se hicieron entre julio y agosto de 2020 cuando de forma pública, la exministra de Gobierno María Paula Romo, el entonces comandante Patricio Carrillo y el exdirector del Isspol Jorge Villarroel, informaban de un atraco sufrido al interior del Isspol. La magnitud inicial era de 327 millones de dólares. Paulatinamente se fueron develando estas operaciones irregulares. Inicialmente Jorge Chérrez Miño tenía una gran ventaja:  el desconocimiento que existía de la afectación real y que por eso constantemente se iba cambiando el monto. Ahora ya tenemos una comprensión cabal de lo que sucedió aquí y podemos decir que el Isspol tenía un patrimonio superior a los 1.550 millones de dólares de los cuales 600 estaban entregados a sus asegurados en créditos y finalmente fue lo único que sé salvó y aproximadamente 950 millones de dólares fueron desviados a través de una serie de operaciones irregulares fundamentalmente en siete segmentos.
  • ¿Cómo fue esa trama?
  • La mal llamada operación SWAP por 327.3 millones de dólares en bonos de deuda interna. Un segundo segmento que eran bonos con pacto de recompra por 216 millones de dólares y la supuesta compra de bonos de deuda externa ecuatoriana por 162 millones de dólares. Estos tres primeros grandes tramos, supuestamente custodiados por el Decevale, y con empresas relacionadas con el señor Jorge Chérrez Miño y Héctor San Andrés en el segundo segmento. A parte de estos tres grandes montos que suman casi 693 millones de dólares, tenemos: en fideicomisos, que terminaron siendo préstamos disfrazados de inversiones, alrededor de 70 millones de dólares. En la compra de facturas comerciales negociables, pero a empresas que estaban técnicamente quebradas, casi 50 millones de dólares. Y lo mismo en la adquisición de obligaciones que es emisión de deuda que hacen las empresas que es por un monto cercano a los 50 millones de dólares. Y el último tramo que es el que llamamos terrenos improductivos y alcanzan más o menos 35 millones de dólares con tres claros ejemplos: Anchamaza que queda en el sur de Quito, Ambiensa en Guayaquil y Mapreco. Esta serie de operaciones que se realizaron y cada una tiene su particularidad ya nos dio la real afectación que sufrió el Isspol.

«A la jueza Janela Noritz que, en diciembre de 2022 firmó la orden para que nos devuelvan 300 millones de dólares, la primera semana de enero de una forma inexplicable el Consejo de la Judicatura de Guayas la cambió de ser una jueza penal a una jueza Civil»

  • ¿Pero qué pasó y qué ha avanzado?
  • En la administración de ese tiempo se presentó las denuncias penales iniciales, otras fueron presentadas por la Superintendencia de Compañías. En el caso de Ecuador tenemos cuatro procesos judiciales. El de Citadel por el cual fueron llamados a juicio Luis Álvarez Villamar y Gonzalo Navarro que está suspendido porque Álvarez está en Estados Unidos y Navarro prófugo de la justicia. Es el caso que más rápido que avanzó y que lo llevó el extinto fiscal César Suárez. El segundo caso que más ha avanzado es el juzgamiento de Delcorp, Ecuagran y Fertisolubres que es en lo de las compras de las facturas negociables por 25 millones de dólares y que está en la etapa de juicio de Alejandro Paulson Tama que era el ejecutivo medio de estas empresas porque los grandes ejecutivos: Gad Golstein y Enrique Huerta se pasean tranquilamente en las playas de Miami y Enrique Weison Maccini lo mismo en España. Ellos tienen difusión roja y en las próximas semanas impulsaremos un pedido de investigación. Pero también un llamado a las autoridades norteamericanas, por enésima vez les digo que están en Estados Unidos ¿qué esperan para cancelarles la visa? O resulta que a unos sí y a otros no, también vemos esta duplicidad de criterios, hay muchos ecuatorianos corruptos que han visto a Miami como un centro o como un paraíso para ir a disfrutar de sus recursos mal habidos.
  • Acaso Miami es otro mundo y no se puede hacer nada con relación a eso. ¿Qué pueden hacer nuestras autoridades cuando depende también de las autoridades de Estados Unidos?  
  • No necesariamente de las autoridades ecuatorianas, pero aquí tenemos un embajador norteamericano, el señor Michael Fitzpatrick, que sí puede informar a las autoridades de su gobierno y proceder a la cancelación de las visas de estos tipos. Un ejemplo, en Estados Unidos disfrutaba muy plácidamente Juan Ribas Domenech que acaba de ser liberado luego de pagar sentencias, pero que pagan sentencias reducidas, la ventaja es que por lo menos cumplen sentencias. Otros casos similares Luis Álvarez y John Robert Luzuriaga que están sentenciados en el caso Isspol y en pocos meses Luzuriaga saldrá libre. Pero no solo hay esos casos. Está por iniciarse el juzgamiento de Carlos Pólit en abril y entre los elementos que se van a presentar contra él está la versión de Nilsen Arias acaba de ser sentenciado hace unas semanas el exdirectivo de Vitol, el mexicano Aguilar. Resulta ya una estrategia común de estos corruptos apropiarse de los dineros en los países de Latinoamérica e ir a disfrutar en Estados Unidos, quizás entregarles esos recursos a las autoridades norteamericanas, aceptar sus responsabilidades, cumplir penas reducidas y luego salir a disfrutar el resto. Entonces, a qué estamos jugando también. Debería por lo menos impedírseles por lo menos el acceso a esos países.
  • Usted hablaba de cuatro casos avanzados. ¿Cuál es el tercero?
  • El tercero que más ha avanzado, es fundamental y se refiere al segundo tramo que es con bonos con pacto de recompra es el de peculado por el cual fueron llamados a juicio 10 procesados. El él se incluyen el señor Chérres, dos exdirectores del Isspol Enrique Espinosa y David Proaño y otros ejecutivos del Isspol, Carlos Carbo, Luis Domínguez que son de las otras instituciones.
  • ¿Por qué es importante este caso?
  • Porque es imprescriptible, porque es uno de los que más tropiezos tuvo para avanzar porque las defensas técnicas realizaban toda una serie de dilatorias a efectos no llegar al juzgamiento. Ahora ya están llamados a juicio e ineludiblemente tendrán que pasar primera y segunda instancia, de seguro llegarán a casación pero finalmente tendremos sentencia. Quizás el sistema sea benigno con algunos de ellos, pero cuidado el sistema de justicia ecuatoriano nos hace perder tres años y medio y nos dice que ninguno de ellos ha atentado al patrimonio del Isspol cuando claramente han pasado investigación previa, instrucción fiscal donde el fiscal encontró elementos suficientes para acusarlos y una jueza como Irene Pérez encontró que eran válidos esos elementos para pasarlos a juicio. Lo que aspiramos es que los tribunales los sentencien.
  • Finalmente, ¿qué hay del cuarto caso?
  • Es el caso de Decevale. La audiencia de evaluación y preparatoria de juicio vuelve a fojas cero pero ¿por qué? Siempre he dicho que el caso Isspol es un claro ejemplo del crimen organizado político, económico y transnacional. Cuando he explicado esto mucha gente cree que estamos en una especie de fábula. Pues el caso Metástasis les ha demostrado que esto es real porque cuando se ve que le dicen contrátale al hijo de la jueza para que ella se excuse, eso lo vivimos. En el caso Decevale la jueza Janela Noritz vio como su primo se sumaba a una defensa que ya tenía seis profesionales. Ella tuvo que excusarse pero por ventaja el ente superior dijo que no, que era el abogado el que no debía sumarse a una defensa que ya tenía seis profesionales pero era una estrategia dilatoria. Cuando en el caso Metástasis se ve que decían ya tenemos un voto en la Corte Provincial del Guayas y nos falta uno para hacer dos a uno pues en el caso Citadel se ratificaron estados de inocencia con dos votos contra uno. Lo particular es que uno de los votos era de Carlos González Abad un juez que desde julio de 2022 tenía dictamen de error inexcusable de la Corte Constitucional y no fue suspendido sino hasta que un lunes de septiembre firmó una sentencia que les devolvía a los hermanos Isaías dos mil millones de dólares y el martes ratificaba el estado de inocencia de Oreana Rumbea y Xavier Neira Salazar. Al siguiente día recién fue separado de las funciones. A la jueza Janela Noritz que, en diciembre de 2022 firmó la orden para que nos devuelvan 300 millones de dólares, la primera semana de enero de una forma inexplicable el Consejo de la Judicatura de Guayas la cambió de ser una jueza penal a una jueza Civil. Eso es crimen organizado claramente. Ahí vemos por qué se demoran las audiencias, por qué se dilatan y por qué hasta el momento, pese a un atraco de 950 millones de dólares en el país no tenemos un solo sentenciado.
  • Inicialmente la Fiscalía abrió al menos una docena de casos. ¿Qué pasó con los otros?
  • Hay ocho investigaciones previas abiertas, están en fase preprocesal, que es reservada, pero puedo indicar que se están investigando las dos operaciones SWAP: la de 327 millones y una de 85 millones de 2014. Conocemos eso porque las denuncias que presentamos nosotros. A parte hay seis investigaciones previas que están en diferentes instancias como la Fiscalía de Pichincha porque algunos investigados tienen fuero de Corte.
  • Cómo determinaron que había fideicomisos que eran préstamos disfrazados de inversiones. ¿Cómo determinaron eso?
  • Con un informe de la Superintendencia de Bancos. El conocimiento de irregularidades se dio porque en 2018 ese organismo emite un informe sobre los fideicomisos. Son ellos los que les dicen al Isspol ustedes tienen unos préstamos disfrazados de inversión y disponen desinversión. ¿Sabe lo que pasó? El entonces director del Isspol David Proaño, con una audacia, con alevosía, le planteó una demanda al informe del órgano de control en el Contencioso Administrativo, una demanda que no prosperó porque él fue cambiado. Pero mire a los niveles que llegaban. Ese informe fue recogido en una nota de prensa y alertó al Isspol de las irregularidades que a la postre terminan siendo miniaturas con relación al mega atraco que se descubrió.
  • ¿Cuál fue el perjuicio total para el Isspol?
  • El cálculo aproximado a presente y a futuro es de 950 millones pero contablemente en diciembre de 2020 ya se tuvieron que reclasificar de inversiones vencidas a cuentas por cobrar 804 millones de dólares por disposición de la Superintendencia de Bancos porque detectó que eran inversiones que tenían un vencimiento exagerado y contablemente debían ser reclasificadas de inversiones vencidas a cuentas por cobrar, es decir, esa ya es una afectación directa al patrimonio. Si el Isspol sería una empresa, estaba quebrado porque le mermaron de un solo tajo el 60 % de su patrimonio. La ventaja es que el Isspol es un fondo previsional que acumula mensualmente los aportes patronales y personales y con base en eso pudimos recuperar estabilidad financiera. Sobre esos 804 millones es que se calcula las recuperaciones que a la fecha ya son 376 millones de dólares que es más del 48 %.
  • ¿Hay a la vista alguna otra recuperación?
  • Sí, en Estados Unidos, en el Safra National Bank están inmovilizados 72 millones de dólares desde 2021 que estaban en nombre de Jorge Chérrez. En diciembre del año pasado ya presentamos un escrito a la Corte del Distrito Sur de La Florida diciéndole que somos los propietarios de esos recursos, que somos víctimas del atraco y que solicitamos la devolución. El Departamento de Justicia está involucrado en el asunto y la Corte de Justicia nos ha pedido que justifiquemos que hemos hecho una depuración interna porque lo contrario no son víctimas sino copartícipes, como lo que le pasó a Petroecuador. Nuestra ventaja es que demostramos que a partir del atraco implementamos 13 medidas correctivas a partir del atraco.
  • ¿Cuáles son?
  • Entre esas estamos certificados internacionalmente en la Norma ISO 37001 antisobornos y 37301 de cumplimiento. Además, creamos la Unidad de Cumplimiento y estamos por crear la Unidad de Auditoría Interna. Tenemos automatizada el área de Riesgos e Inversiones, hemos aprobado el mapa integral de Riesgos, contamos con una política de límites de inversión y hemos aprobado una metodología de análisis de riesgo. Adicionalmente, habilitamos el canal de quejas, de denuncias y lo que nos llena de satisfacción es que todas nuestras operaciones se realizan a través de la Bolsa como dispone el artículo 37 de la Ley del Mercado de Valores. Finalmente, inauguramos algo inédito en Ecuador: el primer visualizador ejecutivo que está abierto al público donde constan nuestros indicadores esenciales e inversiones y contratamos un documento que en pocos meses nos entregan que es el plan de continuidad y contingencia del negocio. Todas estas medidas, sobre todo las dos primeras, como primera institución en Latinoamérica certificada con las dos normas, nos permiten decir a las autoridades norteamericanas que ingresamos en proceso de depuración y denunciamos a los ejecutivos coludidos.
  • Hay otras cantidades pendientes de recuperar.

«Resulta ya una estrategia común de estos corruptos apropiarse de los dineros en los países de Latinoamérica e ir a disfrutar en Estados Unidos, quizás entregarles esos recursos a las autoridades norteamericanas, aceptar sus responsabilidades, cumplir penas reducidas y luego salir a disfrutar el resto. Entonces, a qué estamos jugando también«.

Renato González, director del Isspol
  • Lo que aspiramos en el caso de peculado es que a más de la sentencia y la reparación a la víctima, es decir la devolución de los 216 millones que están en bonos con pacto de recompra y adicional nuestros abogados a parte del honorario fijo de dos años que es de 1.3 millones de dólares ellos tienen uno variable que depende de la recuperación de valores que hayamos tenido referencia el 7 % y de los que no hayamos tenido referencia el 8 %. Ellos están en la labor de ubicación, rastreo y en su momento de recuperación de recursos. Hemos recuperado cerca del 48 %, si nos vienen los 72 millones que nos han planteado subiríamos a un 55 o 57 %.
  • ¿Cuál es el porcentaje que aspiran recuperar?
  • El 100 %. En esos recursos propios del Isspol, que en su momento salieron y que hay inclusive investigaciones pendientes que están claramente identificadas las rutas sino que el poder del crimen organizado es tan fuerte que pone trabas al proceso penal, creo que llegaremos a recuperar el 70 u 80 % de los recursos del Isspol. El 20 % restantes no es que lo damos perdido, iremos a demandas internacionales al Citibank de Nueva York que meses atrás nos devolvieron 20 millones de la mal llamada operación SWAP que ellos no cumplieron la debida diligencia y a otras dos entidades, en diciembre descubrimos que una de ellas emitía tarjetas de crédito para el señor Chérrez, que es un método muy común para lavar recursos. Emitían tarjetas en nombre de terceras personas. Nos preguntamos: dónde está la debida diligencia de estas entidades. Estas tres instituciones financieras serán motivo de nuestras demandas internacionales que nos permitan subsanar lo que nos falta y cubrir de ahí a nuestros abogados nacionales e internacionales. El plan es que en los próximos años porque nos atracaron del 2013 a 2019 y la recuperación no se dará en dos o tres años, nos tomará una o dos décadas. Lo que sí le puedo garantizar es que finalmente recuperaremos el 100 % de lo que nos corresponde y con los valores cancelados a los abogados.
  • ¿Por qué recuperar el resto de los recursos del Isspol tomará dos décadas?
  • Porque lo que hemos recuperado son esos recursos que ya estaban visualizados. El monto mayor que recuperamos fue el monto mayor de la operación SWAP, 263 millones de dólares en bonos y casi 32 millones en efectivo en intereses que estaban en el Banco Central. La gente que no conoce dice: pero no han recuperado nada. Esos 300 millones de dólares estaban en nombre de Nats Cunco que es una filial del Citibank, ciertamente que estaban en el Banco Central pero en nombre de otra empresa, entonces eso es no comprender que la titularidad es fundamental y esa titularidad se la perdió en 2016 a través de una mal llamada operación cruzada donde el Isspol entregó bonos de deuda interna pero no recibió nada, este monto que es el mayor de recuperación nos permite decir: continuaremos en las tareas de recuperación pero no es sencillo. Esto es como un elástico, al principio expandirle es sencillo luego es más complicado. Hemos recuperado recursos que para nuestra lógica estratégica era lo más plausible de recuperar, pero luego continuaremos en esos recursos que están a través de testaferros, que han sido vendidos e inclusive dilapidados a través de fiestas, jorgas y farras e inclusive montando negocios lícitos como algunos spas en Miami. Recordemos que la Fiscalía tiene pendiente la investigación de todas esas personas que en la asistencia penal recibieron transferencias del señor Chérrez y que tienen que justificar y demostrar que han tributado también en el país de origen y en el Ecuador.
  • ¿De qué dependerá la recuperación total de recursos?
  • Sí es posible y y fundamentalmente del factor político. Si es que no existe apoyo político por más que exista una intención de ir a un combate jurídico, acciones extrajudiciales o el ámbito mediático, no tiene eficacia. Como pueden palpar, si al tratarse de un crimen organizado político, económico, transnacional no existe también un componente político fuerte que apoye inclusive en labores diplomáticas, lastimosamente las labores de recuperación se complican.
  • ¿Han podido identificar conexiones del caso ISSPOL con otros de connotación nacional?
  • Pero por supuesto. A más de lo que narré en cuanto a similitud de estrategias judiciales e influencias en las cortes que se evidencian en el caso Metástasis, pero que nosotros las hemos padecido en nuestras investigaciones, puedo indicarle que Marina Vedanni la esposa de Juan Ribas Domenech, el sentenciado exgerente general de Seguros Sucre recibió transferencias de Jorge Chérrez Miño, al igual que su hermano Gastón Vedanni quien incluso le propuso la operación SWAP a CITIBANK NEW YORK cuando laboraba en LAFISE CORPORATION y ahora trabaja en IBCORP empresa de Chérrez. Además, coinciden empresas como VALPACÍFICO, CAPITAL VENTURA y WESTWOOD CAPITAL MARKETS que a Seguros Sucre le compraron 8 millones de dólares en bonos de deuda externa y están denunciados por el ISSPOL por una primera operación SWAP con irregularidades por 85 millones de dólares en 2014. En el caso Las Torres fue sentenciado Álvaro de Guzmán quien le vendió al ISSPOL la hacienda Anchamaza en 14 millones de dólares cuando valía no más de 3 o 4 millones de dólares, Esteban Celi recibió 300.000 dólares en un fideicomiso con cheque de emergencia del DECEVALE firmado por Oreana Rumbea, Luis Agusto Briones tuvo un fideicomiso con nosotros por 600.000 dólares que prefirió cancelarlo apenas fue detenido.
  • ¿Y cuál es la relación con el caso Purga?
  • Recientemente en el caso Purga fue detenido el juez de la Corte Provincial del Guayas Alberto Lino Tumbaco quien se sumó al ahora destituido juez Carlos González Abad de quien ya expliqué sus antecedentes, para juntos ratificar el sobreseimiento de Oreana Rumbea y Xavier Neira en el caso CITADEL. Además, el Dr. Álvaro Román, presidente del Consejo de la Judicatura informó que detectaron que Mercedes Villareal, la prófuga de ese caso y ex encargada del ámbito disciplinario de la judicatura en Guayas, había archivado expedientes que debían concluir con la destitución de jueces a quienes se les declaró error inexcusable, entre ellos se mencionó a Juan Carlos Terán.
  • ¿Quién es él?
  • Simple y llanamente el juez de primera instancia que sobreseyó a Rumbea y Neira, así nomás las cosas en esas cortes del Guayas, la pregunta que hago a todos los ecuatorianos es ¿Quién nos resarce todos estos daños y procesos de revictimización para el conglomerado que depende del ISSPOL?, queda para una reflexión profunda.
Facebook
Twitter