La FAE sigue sin poder cobrar el seguro del radar dañado por una explosión en Montecristi, Manabí

El radar explotó la madrugada del 8 de noviembre de 2021.

Hace casi dos años y medio, la madrugada del 7 de noviembre de 2021, se registró una explosión en las instalaciones del radar ubicado en el cerro de Montecristi, provincia de Manabí. Más de 29 meses después no se ha podido ejecutar el cobro del seguro por ese siniestro.

Y el conflicto legal sigue en las instancias judiciales. Al momento está pendiente una audiencia de apelación de la acción de protección que un juez de Guayaquil concedió a Interoceánica, la aseguradora del aparato, que consideró que “se ha vulnerado la seguridad jurídica y la confianza legítima y se solicita se deje sin efecto la resolución SCVS-INPAI-2023-00072087”. Se refiere a un segundo reclamo administrativo que presentó la Fuerza Aérea Ecuatoriana (FAE) ante la Superintendencia de Compañías y que dio como resultado la disposición de que se paguen dos millones adicionales a los cinco que se habían contemplado como cancelación del seguro del radar.

Con esos recursos la FAE pensaba alquilar un radar que le permita controlar las actividades relacionadas con el tráfico de drogas en esa zona. Pero, hasta el momento eso no se ha podido concretar. El proceso para colocar el aparato en la zona de Montecristi hasta que sea reparado el radar afectado el 7 de noviembre de 2021 está detenido por la acción de protección. Por esa razón la firma que debía instalar el aparato, presentó un escrito ante la sala de la Corte de Guayas.

¿Cuál es el pedido?

La compañía Advanced Navigation & Positioning Corporation, representada por Hernán Ulloa se considera afectada directa en este caso porque dice que desde el 08 de marzo de 2023 “mantiene diálogos con la Fuerza Aérea Ecuatoriana con el objeto proporcionarle un radar sustituto temporal que permita suplir las deficiencias de cobertura radar, actualmente existentes”. Por esa razón pide que se reagende la diligencia programada para el 3 de julio. Lea además: «Juez llama a juicio a 10 militares sospechosos de la explosión del radar de Montecristi«

Esa firma señala que la propuesta consiste en el arrendamiento de un Sistema de Multilateración de Área Local (LAMS) con un radar de vigilancia primaria para instalación inmediata en donde la FAE considere necesario, por 12 meses, el mismo que incluye un plan integral, con transporte, instalación, entrenamiento, garantía, y apoyo técnico desde la fábrica, lo que incluye nuestra intención de DONAR el radar al finalizar el tiempo de arrendamiento previsto, sin costo adicional para la Fuerza Aérea Ecuatoriana.

Ulloa recordó que luego que ocurrió el siniestro la FAE trató de cobrar la póliza pero “la aseguradora siempre puso trabas”, la FAE siguió las instancias ante la Superintendencia de Compañías y ganó en todas y luego de haber ganado se presentó la acción que suspendió el pago. Añadió que la FAE ha intentado buscar alternativas para sustituir el radar y la compañía que representa ofreció la mejor opción que, luego del alquiler del año conforme las cláusulas iba a donar el radar móvil, esa opción convenía y no se puede ejecutar por la acción de protección. El abogado reiteró que existen como perjudicados no solo la empresa sino la ciudadanía “que se ve desprotegida al no contar con un radar sustituto y ese sector (Manabí) se encuentra accesible a que las bandas del narcotráfico pueden continuar con sus actividades sin ningún control”.

Antecedentes. En diciembre de 2023 el juez de Guayas Víctor Hugo Medina concedió una acción de protección a Interoceánica, Compañía de Seguros, y dejó sin efecto la resolución de Marco Geovanny López, superintendente de Compañías, emitida en Guayaquil el 30 de octubre de 2023 en el caso del reclamo administrativo de la Fuerza Aérea Ecuatoriana (FAE) por el caso del radar de Montecristi. Ese fallo disponía que la aseguradora cancele dos millones de dólares adicionales a los cinco correspondientes al seguro del radar de Montecristi, Manabí, que resultó afectado por la explosión de uno de sus componentes en noviembre de 2021.

Eran como indemnización en favor del Ministerio de Defensa, por la cobertura “Incremento en el costo de operación”, prevista en la póliza de Equipo Electrónico No. MTRX-0000003592-1, gasto adicional que se genera al usar un sistema electrónico de procesamiento de datos ajeno y suplente al asegurado. Con ese dinero se debía conseguir en arrendamiento otro aparato a ser instalado en el cerro de Montecristi para el control antidrogas en esa zona costera de Manabí.

Sin embargo, una serie de acciones presentadas en el caso frenaron el cumplimiento de la disposición de la Superintendencia de Compañías dentro del segundo reclamo administrativo contra Interoceánica presentado el 13 de junio de 2023 por el Ministerio de Defensa Nacional-Fuerza Aérea Ecuatoriana.
En la audiencia de acción de protección Rafael Gudiño, abogado de Interoceánica manifestó su defendida presentó apelación de ese segundo reclamo que fue negado. Esos fueron los antecedentes para considerar que “se ha vulnerado la seguridad jurídica y la confianza legítima y se solicita se deje sin efecto la resolución SCVS-INPAI-2023-00072087. También se deje sin efecto y se proceda el archivo definitivo del proceso 68073-0041-2023 por haberse vulnerado los derechos constitucionales de mi representada”.

El juez declaró con lugar la acción de protección de Interoceánica precisando que “este fallo para nada afecta el pago que debe realizar Interoceánica C.A. por la suma de US$5´000.000.00 (cinco millones de dólares de los Estados Unidos de América), correspondientes al valor límite por sabotaje establecido en la Sección III, de las condiciones particulares de la póliza de equipo electrónico N° MTRX-0000003592-1”. En su resolución justificó la existencia de la vulneración al derecho constitucional a la seguridad jurídica.
El caso fue apelado y el recurso fue sorteado a los jueces Henry Moran Morán (juez ponente), Byron Andrade y Martina Aguilera de la Corte de Justicia de Guayas. Ese tribunal convocó, para el 3 de julio del 2024, a las 14:00, la audiencia de apelación.

En este caso, en marzo pasado, el juez de Montecristi dictó el llamamiento a juicio para 10 aerotécnicos y miembros de la FAE por el presunto delito de sabotaje en el contexto de la explosión de un componente del radar de Montecristi.

Facebook
Twitter