Jorge Glas vuelve a perder sus derechos políticos

El exvicepresidente Jorge Glas solicitó asilo a la Embajada de México.

A partir de este lunes 18 de marzo de 2024, el exvicepresidente de la República, Jorge Glas Espinel, sentenciado por corrupción en los casos Odebrecht y Sobornos e investigado en el caso Reconstrucción de Manabí, volvió a perder sus derechos políticos.

Esto, debido a que la jueza de la Unidad Judicial Multicompetente del cantón San Jacinto de Yaguachi, provincia del Guayas, Karli Vargas Alvarado, revocó las medidas cautelares dictadas el 9 de junio de 2023 por el juez John Rodríguez Mindiola, en favor del exsegundo mandatario.

Las medidas cautelares consistían en: la restitución de los derechos políticos de participación, de elegir y ser elegido y a participar en los asuntos de interés público; notificar al Consejo Nacional Electoral sobre esta resolución; levantar los impedimentos para ejercer cargo en el sector público; oficiar al Ministerio de Trabajo disponiendo que se deje sin efecto el impedimento para ejercer cargo público; y, que la Defensoría del Pueblo supervise la ejecución de las medidas anotadas.

Pero con la resolución de la jueza Vargas Alvarado, que fue adoptada este lunes 18 de marzo, el exvicepresidente, se queda nuevamente sin sus derechos políticos. Desde el pasado 17 de diciembre de 2023 Jorge Glas se encuentra en la Embajada de México en Quito, en calidad de “huésped”, en espera de que las autoridades de dicho país le concedan refugio o asilo político.

El exmandatario no ha salido de la Embajada para evitar que se cumpla la orden de captura que pesa en su contra por presunto peculado en los fondos que dispuso para la reconstrucción de Manabí y Esmeraldas, tras el terremoto del 2016. También afronta una denuncia por supuesta intimidación, planteada por su exasistente Soledad Padilla.

A esto se suma que el pasado 11 de este mes, la Sala de Apelación del Tribunal de la Corte de Justicia de Pichincha ratificó la negativa de prelibertad para el expresidente Glas.

Esta resolución confirma la sentencia de la jueza de Garantías Penitenciarias de Pichincha, Melissa Muñoz, quien había rechazado el pedido de prelibertad y ordenado la localización y captura del líder del correísmo por incumplir las medidas cautelares que lo mantenían bajo “libertad provisional”.

Jorge Glas, quien desde el 2017 estuvo encarcelado, salió en libertad condicional el 28 de noviembre de 2022, tras cumplir cinco años de cárcel a causa de dos condenas, la una por cohecho y la otra por asociación ilícita de ocho y seis años de prisión respectivamente. (I)

Facebook
Twitter